Perdiendo el Norte. Por @RMFacts

Foto: [https://www.pasionfutbol.com/la-liga/Sergio-Ramos-balonazos-Reguilon-Real-Madrid-entrenamiento-video-2018-20181022-0009.html]

Por lo general perder el norte implica estar desorientado o perdido. Sin duda cuando alguien nos dice que hemos perdido el norte debemos de tener cuidado y tratar de encontrar el camino correcto lo más rápido posible.

Es de mi opinión y sé que también la de muchos de ustedes, compañeros y compañeras madridistas que me leen, que el equipo ha perdido completamente el norte. En cada partido se les nota muy confundidos y la esencia de juego que demostraron la campaña pasada parece haberse perdido por completo. Una situación, sin duda, muy preocupante.

Entiendo, porque, en general, así es la vida y, en particular, así es el fútbol, que a veces se gana o se pierde. Es natural y normal. La vida tiene sus ciclos y a veces se está arriba y otras se está abajo.

Estoy seguro de que eventualmente el equipo recobrará el rumbo y volverá a demostrar el espíritu competitivo al que nos tiene acostumbrados, porque, precisamente, eso es el Real Madrid: renacer siempre.

Pero más allá de lo deportivo y de que la totalidad está perdida en el campo hay una situación particular que me parece alarmante. El día de hoy, lunes 22 de octubre, nos enteramos de que Sergio Ramos tuvo un conflicto con Reguilón y que terminó propinándole dos balonazos tras un choque durante el entrenamiento.

Habrá muchos que quieran tratar de justificar la actitud de Ramos señalando que esto es muy normal, que pasa en todos los entrenamientos y que lo de hoy simplemente debe quedar olvidado rápidamente. Pues yo opino distinto. Es un incidente que no debemos de olvidar. Dar un golpe con el balón a un compañero, en especial el segundo balonazo, no es la actitud que el capitán debe mostrar.

Además, Sergio Ramos es un veterano, es uno de los “pesos pesados” y su labor también tiene que ver con dar un ejemplo extraordinario al resto de los compañeros. El capitán tiene que cobijar bajo sus alas a los más jóvenes (en especial a los canteranos) y darles consejos y aliento, no balonazos.

Me queda claro que la reacción de Ramos surge como respuesta a lo que siente dentro del campo: frustración. Es obvio que nuestro capitán se debe sentir frustrado por los terribles resultados mostrados en el último mes. Resultados que, a día de hoy, nos tienen fuera de puestos europeos.

Pero dicha frustración no es causa justificante para reaccionar de esa manera. Sergio, sin duda, ha perdido el norte.

Espero que el nivel deportivo del equipo regrese a la normalidad cuanto antes y que Ramos se disculpe de verdad con Reguilón y no mediante unos tuits que parece que poco tienen de sinceros y mucho de mercadotecnia.

En fin, repito, creo que un Capitán no debe actuar de esa manera y que es un error infantil de su parte haber reaccionado así.

¡HALA MADRID, AYER, MAÑANA Y SIEMPRE!

Leave a reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.